Sigue a ShaniShaktiAnanda en Facebook



martes, 16 de abril de 2013

Nivel de Consciencia


Autor: Pedro A. Gómez Ruzzo

Este puede ser el artículo más sencillo que escriba, pero tal vez sea el más claro y el más útil para los Seres que de alguna forma se identifican con algún trabajo espiritual.

Cuando pensamos en crecer espiritualmente siempre se habla de un concepto que se conoce como Nivel de Consciencia. Sin entrar en detalles de si el crecimiento espiritual es real, apropiado o efectivo; este parámetro, que tenemos todos y cada uno de nosotros, es el que debemos ir aumentando en nuestro camino de evolución.

La importancia del Nivel de Consciencia estriba en que todas las experiencias de vida que se presentan a un individuo y la forma en que este responde a ellas está de acorde a su Nivel de Consciencia. A un individuo con un Nivel de Consciencia alto no suelen sucederle cosas complicadas (en definición, intensidad o duración) y si estas les suceden, el mismo individuo con ese Nivel de Consciencia alto las afronta sin mayores traumas o secuelas.

Esta es mi concepción personal sobre qué es el Nivel de Consciencia y la utilizo dentro de mi esquema de enseñanzas espirituales. Pero esta vez me voy a permitir utilizar mi formación de ingeniero y lo voy a presentar mediante una fórmula; que si bien podremos evaluar y obtener un valor de ella (aunque subjetivo) nos va a servir para ver qué variables intervienen en el Nivel de Consciencia.

La fórmula que doy a continuación es una simplificación de lo que podríamos definir como Nivel de Consciencia; pudiendo ser en realidad más compleja. Para este escrito esta simplificación es muy útil y más que suficiente:


Podemos ver que cada variable en el numerador (parte de arriba de la fórmula) está ponderada por un valor (10, 20, 30 y 40) que indica el peso o la importancia de dicha variable sobre el Nivel de Consciencia. Esta fórmula una vez evaluada puede dar un valor entre 0 y 100.

Expliquemos cada variable.
  • Capacidad Mental
    Este valor debe estar entre 0 y 100 y representa el aspecto mental del individuo. Su expresión es la información más el pensamiento analítico y crítico. Esta Capacidad Mental a su vez incluye como mínimo a otros cuatro subaspectos: preparación académica formal, capacidad de análisis, capacidad de inferencia, capacidad de extrapolación. Estos subaspectos a su vez van a estar ponderados (algunos serán más importantes que otros), pero para este análisis no lo especificaremos. Esta variable a veces es relacionada con la Inteligencia Formal - Intelectual.

  • Empatía (Nivel de empatía o identificación con los demás)
    Enmarcado en un valor entre 0 y 100, esta variable representa la capacidad que tiene un individuo de identificarse con los sentimientos de las personas que están en su realidad (dolor, alegría, pesar, desconsuelo, felicidad). Se entienden como “personas que están en su realidad” a aquellas que se ven afectadas por su comportamiento personal, de forma directa o indirecta. Su expresión son los sentimientos y muchas veces se relaciona con la Inteligencia Emocional y con la frase “ponerse en los zapatos de los demás”.

  • Consciencia de la acción (Conocimiento de las consecuencias de nuestros actos)
    Nuestra vida está marcada por acciones y cada acción produce una reacción o lo que es lo mismo tiene un efecto o resultado. El mismo hecho de “no hacer nada” es una acción que se hace.
    Si bien podemos accionar con nuestra mente, generalmente los resultados no son evidentes. Y cuando digo que “no son evidentes”, no me refiero a que no nos enteremos o a que no importen; me refiero a que “ni nos imaginamos las consecuencias de nuestras acciones”.
    Reconociéndonos como seres integrales, cada acción específica que hagamos tiene su reacción en todos los planos. Un insulto cualquiera proferido a alguien, no solo va a hacerle daño en su parte emocional, sino que destroza nuestras partes: energética, astral y espiritual; sí, las nuestras.
    Si entendiéramos cosas como estas y supiéramos la mayoría de las consecuencias de nuestros actos, más allá de lo evidente, tendríamos una alta Consciencia de nuestras acciones y limitaríamos mucho nuestras acciones desafortunadas, aumentado por tanto nuestro Nivel de Consciencia.
    Desafortunadamente las explicaciones necesarias están en el ámbito místico. Y digo desafortunadamente porque este conocimiento muy pocos lo saben con exactitud, aún menos personas lo quieren enseñar (muchas de nuestras religiones lo han escondido) y nuestra sociedad occidental no lo avala.
    ¿Cómo se obtiene esta consciencia de la acción? Crecimiento espiritual, Leyes Universales, Maestros reales, etc.

  • Respeto a Dios
    Aunque parezca una variable insustancial, muchas religiones lo expresan como “Miedo o Temor a Dios”. Es una variable que puede tomar un valor subjetivo del 0 al 100 y que definitivamente se enmarca dentro la vida espiritual/religiosa del individuo que está siendo evaluado.
    Este valor no mide un temor irracional hacia Dios, ni indica un miedo enfermizo, ni no está condicionado por un supuesto castigo. Esta variable es más correctamente una sensación de Respeto, de Reconocimiento de la Autoridad de Dios sobre nosotros. Dios, la Divinidad, es esa consciencia máxima la cual debo tener presente en cada momento de mi vida y por tanto en cada acción.
    Una persona con un Respeto a Dios alto (lo que daría un Nivel de Consciencia alto) es aquella que no hace nada sin antes validarlo con sus enseñanzas espirituales/religiosas; que no antepone sus necesidades o miserias a lo que Dios indica como correcto y ante todo teme defraudar a Dios.
    Esta variable de Respeto a Dios debería ser sembrada y cultivada por nuestras religiones.

  • Expectativas
    Esta es la última variable de nuestra fórmula simplificada. Se encuentra en el denominador (parte baja) de la fórmula, lo que indica que mientras mayor sea este valor, menor será el resultante Nivel de Consciencia.
    Es un término que he conversado en incontables situaciones y se resume con dos frases: las expectativas son totalmente diferentes a las esperanzas (debemos aprender a erradicar las expectativas y a mantener las esperanzas); y las expectativas son los deseos de que las cosas resulten tal como nosotros esperamos que sea como consecuencia de una “acción lógica” (desde nuestro punto de vista)
    Cuando tenemos expectativas de alguna forma asumimos que somos todo-poderosos y que entendemos todos los procesos y que tenemos controladas todas las variables; por lo tanto podemos apostar a los resultados. Tener expectativas es la única condición para frustrarnos.
    Pero hay grados de más o menos expectativas; hay grados de más o menso frustraciones. Las expectativas generalmente son difíciles de reconocer cuando se evalúan al comienzo de una acción, pero el grado de frustración posterior las evidencia cuando “nuestras ganas” no son satisfechas.
    El no tener expectativas no es nunca sinónimo de abandono. Se debe trabajar por las esperanzas y no teniendo expectativa es la única forma de ver el escenario real, en grande y en detalle de cualquier situación; de esa forma podemos hacer las evaluaciones pertinentes y podemos maximizar las oportunidades de que nuestras esperanzas tengan éxito.
    En la proporción presentada en la fórmula, las expectativas toman un valor del 0 al 100, y si llegamos a tener un 100 de expectativas, perdemos el control de la situación y entramos en la probabilidad de que nuestras esperanzas se cumplan al azar (en un 50%); nuestro Nivel de Consciencia por tanto se viene a la mitad.

Esto es todo con la fórmula y la explicación que les presento de cómo se puede argumentar un Nivel de Consciencia. Es así de sencillo.

Veamos un ejemplo numérico. Una persona que teniendo su preparación formal, no tiene mucha capacidad de inferencia y actúa generalmente de forma irreflexiva (Capacidad Mental = 60); con una capacidad de “entender al otro” y de “ponerse en los zapatos de los demás” siempre y cuando piensen como él (Empatía = 30 – cuando mucho); con ninguna o muy poca Consciencia de Acción (yo le pongo un 5), porque esos temas místicos son supersticiones tontas del pasado, cuando la ciencia no existía; y sin mucho Temor a Dios, porque Dios existe cuando hay un problema e inclusive a veces ni se entiende, “porque hay muchas personas sufriendo en el mundo”... (¡uf!, regalémosle un 15 por el bautizo y la primera comunión)

Si esa persona “hipotética” habla de expectativas, pues allí si tiene un 75, ya que el se esfuerza mucho para siempre conseguir lo que quiere y … “generalmente lo consigo”... típico.

Si metemos estos valores en la fórmula tenemos:


                                                  10 x 60 + 20 x 30 + 30 x 5 + 40 x 15
Nivel de consciencia = -----------------------------------------------------------------
                                                                      100 + 75

Nivel de consciencia = 11,14 (sobre 100)

Acepto que los valores asignados son totalmente subjetivos y que la persona es hipotética; pero yo apostaría a que casi reconoces a una persona así en tu realidad.

Esta información es de vital importancia para los que se saben o se sienten “Seres de Luz”, con un compromisos de amor, justicia y lucha para con Dios (Trabajadores de Luz, Guerreros de Luz, etc.) Todos, en todo caso, tienen una única misión: la de subir el Nivel de Consciencia propio y ayudar a los demás a hacerlo, como única forma de que la realidad mejore.

Si recordamos que nuestro Nivel de Consciencia viene a condicionar nuestras experiencias de vida, podemos extrapolar toda esta información cuando encontramos situaciones que se aplican a todo un colectivo: grupo familiar, empresa, urbanización, país. Cuando estamos envueltos en situaciones país (por ejemplo), sin categorizarlas como buenas o malas (aunque generalmente no se conocen muchas buenas), se puede afirmar con mucha certeza que esas experiencias corresponden al Nivel de Consciencia promedio de sus habitantes.

En estas situaciones no podemos individualizar los casos; somos un colectivo. Y aunque esto suena duro, manejar el concepto de Nivel de Consciencia es una linea de acción extremadamente válida para los que quieren mejorar a un grupo de personas o a una situación global. Elevando cualquiera de las 4 variables en el numerador a la mayor cantidad de miembros posibles, se eleva el Nivel de Consciencia grupal y puede hacer caminar a un país hacia el futuro que se merece.

Caminar hacia un futuro”.. es un camino … en algún momento lo entenderemos, pero ojalá lo comencemos a transitar pronto.

Namasté.
Pedro A. Gómez Ruzzo.
Master Reiki Usui-Tibetano, Karuna Ki, Reiki Mineral
Original: 16 de abril del 2013
Twitter: @eReiki @EvolConsc @pagr777

4 comentarios:

  1. Gracias por la claridad. Hay tanto trabajo que hacer en forma individual y colectiva que me pregunto cuando vamos a empezar?

    silvia gomez

    ResponderEliminar
  2. Maestro, cada artículo tuyo es una delicia leerlo, asi sea que me "mueva el piso"....... te confieso que no ha faltado alguno que al terminar de leerlo me haya dejado con taquicardia Je Je .....y me encanta, porque cada artículo me invita a una profunda reflexión sobre mi misma, a una autoevaluación, a la "Autoconciencia". Cada línea, cada párrafo, es sobremanera valioso porque proviene de lo Alto. Ahora me preparo para sacar "mi puntaje de Nivel de Conciencia"......

    ResponderEliminar
  3. Me encanta!!! Este artículo permite una clara comprensión de "ciertas situaciones"... No puede ser de otra manera es tal cual como lo explica; así lo siento... Las experiencias de vida están condicionadas por nuestro Nivel de Consciencia... Gracias Maestro; que Dios lo Bendiga siempre!!!

    ResponderEliminar